http://lacontraportada.com.mx/wp-content/uploads/2020/09/120086204_348034979880483_5878341576433445337_n-1050x761.jpg

INDICADOR ENGAÑOSO TENER DISPONIBILIDAD DE CAMAS PARA PACIENTES DE COVID-19

Al Cierre de la semana un total de 63 personas han muerto en Aguascalientes a consecuencia del COVID-19.

Los contagios también crecieron. Parecía que ya íbamos en franco y constante descenso según era la tendencia que mostraba la gráfica de la pandemia.  También se volvieron a reportar más de 420 casos sospechosos por día, lo que amerita evaluar qué pasó en los 26 días previos, para identificar las causas que han detonado un nuevo pico.

Para Alfredo Alonso Ruiz Esparza, director general de AMB Consultores, se trata de una semana negra en la que pareciera que la sociedad se está acostumbrando a ese tipo de cifras que preocupan.

Considera que no se han aprendido de las buenas prácticas de otros países, pero mínimo tenemos que hacer memoria de nuestros errores ante un nuevo virus que no se comporta como los otros patogénicos a los que estábamos acostumbrados.

Apenas hace un mes la tasa de letalidad en Aguascalientes era de 6.2 por ciento y pasó a 7.2 al día de hoy. El promedio mundial es de 3.1 y en Latinoamérica es de 3.4 por ciento. Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud nos ha colocado en semáforo amarillo en una semana negra, observó Alfredo Alonso.

“Ahora sabemos que el indicador de camas ocupadas puede ser engañoso cuando parece favorable porque cuando éstas se desocupan, no siempre es por recuperación del paciente. No sabemos tantas cosas aún del comportamiento de Coronavirus SARS-CoV-2 que no es conveniente exponer a la población o experimentar, porque ¿quién se hará cargo de esos lamentables fallecimientos?”, concluyó.